Nuestro Patrono | Nuestro Fundador | Nuestra historia

Nuestra historia
Catequistas o Clérigos Parroquiales

Entre 1826 y 1831, Luis Querbes quiere poner en marcha una asociación de catequistas que aseguraran la educación cristiana de los niños. Sus catequistas serían también "clérigos parroquiales". En aquellos años, recibían este nombre quienes ayudaban a los párrocos en tareas como: la preparación de las ceremonias religiosas, el canto, los ornamentos, etc.

Así, la asociación se llamará "Clérigos parroquiales o Catequistas de San Viator". Como clérigos parroquiales se encargan de la liturgia, del canto en la iglesia, del servicio al altar. Como catequistas, enseñan la doctrina cristiana a los niños en las escuelas rurales.

Para ejercer su función, la nueva Sociedad de Luis Querbes debe obtener
elreconocimiento legal. La autorización civil llegó muy pronto, no así la eclesiástica por parte de la diócesis de Lyon. Un 3 de noviembre de 1831, es la fecha del nacimiento de la comunidad de los Viatores. Luis Querbes obtendrá la aprobación episcopal de los estatutos, un 11 de diciembre de 1833, después de haber tenido que aceptar cambios sustanciales.

Finalmente, para dar a su Instituto un reconocimiento internacional, Luis Querbes solicita en persona, la aprobación pontificia de Roma; le será concedida el 21 de septiembre de 1838. Su comunidad es una congregación religiosa y lleva el nombre de Clérigos de San Viator


Casella postale 10793 - 00144 Roma, Italia - Tel. 06 529 1603 - Fax 06 529 4076